Dejare caer una lluvia de caricias en tu piel,
dejare caer un océano de besos que cubra
tu cuerpo desnudo, dejare sentir mi pasión
en tu alma y escuchar el gemido de tu voz
en un placer de amor.

Dejare caer mi llama de deseo y quemar tú
cuerpo en mi excitación de amarte, dejare
caer el éxtasis de lo prohibido en nuestro
acto de amor, y en el sabor de nuestros
cuerpos...beber el néctar del amor.

Somos mezcla perfecta...en una fusión de
amor y pasión, somos fuego, deseo, placer,
éxtasis, excitación, anhelo, sensualidad,
erotismo, perdición en este amor... cuando
hacemos el amor.